Archive | Flor de Oro RSS feed for this section

Flor de Oro Trujillo y sus memorias

31 Mar


Durante el fin de semana pasado, adquirí el más reciente libro del historiador e investigador dominicano, Bernardo Vega, titulado Trujillo en la intimidad según su hija Flor. Personalmente, era muy poco lo que conocía de la vida de Flor de Oro Trujillo, su primera hija, y quien se casó por lo menos ocho veces, siendo su primer marido Porfirio Rubirosa. El cantante dominicano José Manuel López Balaguer también fue uno de sus esposos.

El libro tiene 115 páginas y su lectura es ágil. En realidad, Bernardo Vega, en esta obra, es un editor y apuntador con agudas notas al pie, del relato que escribió Flor Trujillo a la revista Look en 1965 titulado “Mi atormentada vida como hija de Trujillo”. Según Vega, Flor de Oro, “con falta de dinero, optó por narrar sus memorias y venderlas a la importante revista norteamericana”. La revista “Look”, que, en su momento llegó a competir con la prestigiosa revista “Life”, terminó sus publicaciones en 1972.

Durante la dictadura de Trujillo, Flor de Oro vivió casi todo el tiempo en el extranjero, llevando “una vida que fluctuó entre la alta sociedad internacional y la bohemia”. También, según relata ella misma, se llevaba muy mal con su padre: “Yo fui única, de todos los hijos legítimos e ilegítimos de Trujillo, a quien constantemente le ‘caía un rayo'”.

El libro también contiene datos e informaciones sobre determinados aspectos de la vida de Trujillo, y cómo utilizaba sus habilidades e influencias, desde el poder, para lograr sus objetivos. Asimismo, revela que, tras la muerte de Trujillo en 1961, unos US$250,000,000 millones de dólares fueron transferidos a bancos franceses, suizos y libaneses, iniciándose luego una serie de demandas y litigios entre los herederos del dictador. El libro no indica la suerte de estos procesos judiciales.

Como nota curiosa, los restos de Flor de Oro están enterrados en Santo Domingo, a diferencia de la mayoría de la familia de Trujillo. Por cierto, el libro tiene una foto del 2008, de la tumba de Trujillo en Madrid, en estado total de abandono. Todo el poder reunido en una sola persona, ha terminado en completo abandono. ¡Qué lección de vida!

Como demócrata, este apunte de hoy es un recordatorio más de que, nunca, pero nunca jamás, la República Dominicana vuelva a transitar, ni siquiera por asomo, el camino infernal que significó la dictadura de Trujillo. Afortunadamente, el mesianismo y el continuismo, e incluso, la época de los faraones, no son parte de los valores democráticos de estos tiempos.