Archive | Naciones Unidas RSS feed for this section

Confesiones de Kofi Annan

5 Dic

 

Ser Secretario General de Naciones Unidas, en uno de los períodos más dramáticos y tensos en la historia reciente de la humanidad, no es tarea fácil. Nadie mejor que Kofi Annan para haber ocupado esa posición. Annan tiene una historia de vida tan interesante como la de Barack Obama, e incluso con la de Nelson Mandela. La única diferencia es que mientras Obama rompió las barreras exponiéndose al escrutinio popular y ganando elecciones, o que mientras Mandela luchó contra la opresión racial y luego fue presidente, Annan se ganó su prestigio al convertirse en el emisario del mundo para hablar con el lado oscuro: dictadores, tiranos y opresores. Sin perder la paciencia.

Annan se ha confesado al escribir sus memorias tituladas Intervenciones: Vida en Guerra y Paz, que ha sido brillamente resumida por Michael Ignatieff, aquí.

En septiembre de este año, Annan renunció públicamente a continuar siendo el emisario de Naciones Unidas ante el conflicto de Siria. Días después, Annan fue entrevistado por Charlie Rose, que puede ser vista, aquí.

La foto: Obama, Comandante en Jefe

22 Mar


Con la autorización del Consejo de Seguridad de Naciones Unidas, la comunidad internacional, através de las llamadas «fuerzas aliadas» inició la operación «Odyssey Dawn» o «Amanecer de la Odisea» sobre Libia. En realidad, quienes están dirigiendo las operaciones son los Estados Unidos de América. Es la primera vez, en muchos años, que el gobierno americano hace una acción bélica con la opinión contraria del secretario de defensa, quien públicamente advirtió que una «zona de exclusión aérea» es sinónimo de guerra. Y este tipo de operaciones militares, si en breve término no se obtienen los objetivos esperados, la permanencia atenta contra la misma acción militar. El presidente Barack Obama está dirigiendo personalmente la misión militar, tal como se observa en la foto, en la que, durante su viaje a Brasil, le instalaron una casa de campaña, cerca del hotel donde se alojaba, y ordenó el inicio de los ataques sobre Libia.

Libia no es Afganistán ni Iraq. El error más grave que cometerían las fuerzas aliadas es hacer una ocupación militar en Libia. Sería la contradicción más elocuente ante la ola de cambios que existe en el mundo árabe. Evidentemente que los países que se abstuvieron en la votación del Consejo de Seguridad, particularmente China y Rusia, no ejercieron el poder de veto, lo cual evidencia que hubo un acuerdo político. Por eso, ahora los llamados a «cese al fuego» de estos mismos países no tienen mucho eco, porque, cuando debieron ejercer el veto, no lo hicieron. Y por otra parte, queda demostrado, que la Asamblea General de Naciones Unidas no gobierna. Quien gobierna y decida es el Consejo de Seguridad. Insisto, hay guerras y hay guerras. Lo que está pasando en Libia, y lo que pasará en los próximos días, no es lo que quiere el pueblo de Libia. Que se retome el camino de la paz y el diálogo. No, a la guerra.

Bachelet, el rol de expresidenta

31 Ene

Cuando Michelle Bachelet habla siempre deja lecciones de política, sobre todo cómo entender y comprender los tiempos. No es lo mismo cuando una persona ejerce la presidencia de la República, que cuando ejerce la función de ex-presidente, y más si tiene una responsabilidad en un organismo internacional. Bachelet, quien es Directora Ejecutiva de ONU Mujeres, concedió una entrevista en Davos, en la que me llamó la atención su respuesta a estas dos preguntas:

-¿Cómo ha sido el cambio de pasar de ser Presidenta a funcionaria internacional?

-Bueno, es muy distinto, porque, por más que sea secretaria general adjunta o director ejecutivo de una entidad nueva, los que tienen que aprobar las cosas son los países. Y eso yo lo entiendo como ex gobernante. Obviamente las agencias tienen ciertas autonomías, pero los grandes criterios son definidos. Entonces yo digo que me siento un poco como ministra, porque he tenido que ir a discutir el presupuesto, presentar las propuestas. Me ha ido muy bien, he tenido un gran apoyo, pero es muy distinto que ser Presidente, y sobre todo en un sistema presidencialista como el nuestro.

-«Pero también (el trabajo en ONU Mujer) tiene ese otro elemento de una causa noble que, si lo logramos hacer bien, vamos a mejorar la vida de mujeres y niños en todo el mundo, y eso es algo que llena de energía. Yo quisiera que algún día vivamos en un mundo sin violencia para la mujer, donde tengamos suficientes mujeres en todos los cargos de poder, de manera que este sea un mundo mejor. En esa dirección estamos trabajando».

-¿Fue difícil para usted dejar de ser Presidenta?

-No, para nada, fue nada difícil. A mí muchos me habían advertido del día siguiente a dejar de ser Presidenta… probablemente, por cómo nos tocó trabajar tan duramente por lo del terremoto. Pero no. Lo que sí me costó fue cuando iba a visitar a la gente que me había comprometido a volver a ver (después del terremoto), por no tener los instrumentos, los subsidios, o las políticas. No era echar de menos el poder para nada, sino decir: cómo puedo ayudar más, no tengo las herramientas que tenía antes. Bueno y también, claro, ese privilegio que tiene uno como Presidente de la República de estar tan cerca de la gente, que le abre a uno su corazón y su casa…pero también es cierto que adonde voy me siguen abriendo el corazón y las casas… Pero es más restrictivo, entiendo mi rol y no me desubico.

La entrevista completa, aquí.

La Bachelet , en la cima

15 Sep

Pocos ex-presidentes han tenido que esperar tan poco, en sus casas, para tener nuevas responsabilidades globales como Michelle Bachelet: Ayer fue electa para dirigir la Naciones Unidades para las Mujeres, la nueva entidad que luchará y promoverá la igualdad de género. Un justo reconocimiento a una mujer que está en su mejor momento político, habiendo terminado su mandato con altos niveles de popularidad, y siendo ahora la cabeza visible de la oposición política en Chile. Con esa posición en Naciones Unidas, Bachelet continúa proyectando su presencia global con un tema, de suma trascendencia, como es la igualdad de género, la discriminación, la violencia machista, y estoy seguro que lo hará con dignidad, y lo más importante, que contribuirá a crear más conciencia en la evolución de las políticas públicas en esa área. Más en Michelle Bachelet, el retrato hablado. Siempre con admiración y respeto, desde este lado del Mar Caribe.

Para leer -8-

22 Ago

– Poderes mágicos en mi tierra.

– Contraste: La Shell puede más que Naciones Unidas.

– Cuando Benedicto XVI vaya a Londres, no se podrá hacer BBQ.

– En esta causa, estoy a favor de los Monjes Benedictinos de New Orleans.

Americans Now, original exhibición en Washington. El retrato de Michelle Obama, aquí.

La Reina Isabel y dos discursos

7 Jul


Ayer, por segunda vez en su Reinado, Isabel II se presentó ante la Asamblea General de Naciones Unidas. La primera vez fue en 1957. En aquella época, su discurso fue breve, e instó a Naciones Unidas, que había sido creada doce años antes, a que procurara la paz mundial. En ese momento, la Reina hablaba como Jefa de Estado de la Mancomunidad que, para ese entonces, solo agrupaba a diez naciones. El príncipe Felipe, su consorte, le acompañó para la ocasión.

En su discurso de ayer, que también fue breve, la Reina dedicó parte del mismo al rol de las Naciones Unidades, particularmente al cumplimiento de los objetivos del milenio, y a resaltar el crecimiento de la Mancomunidad que, ahora, tiene dieciseis naciones. A diferencia de 1957, el principe Felipe no le acompañó.

El glamour de la monarquía británica perfumó a Naciones Unidas, pero al igual que en 1957, su discurso hizo noticia más por quien lo leyó, que por su contenido.

El Consejo de Seguridad o la sociedad secreta

17 Jun

Nadie duda que las decisiones importantes de Naciones Unidas son previamente discutidas y decididas por el Consejo de Seguridad, su más poderoso organismo. Lo interesante es cómo la burocracia de Naciones Unidas se ha encargado también de rodear de secretismo las reuniones que ordinariamente realiza el Consejo, que, como se sabe está integrado por quince países miembros, de los cuales cinco son miembros permanentes con poder de veto. Incluso, el secretismo llega al extremo de negar que están reunidos cuando en efecto están reunidos, o cómo hacen los cinco miembros permanentes para evitar que puntos de conflictos que afectan sus intereses globales sean incluidos en la agenda del Consejo. Foreign Policy ha publicado on-line este trabajo que recomiendo leer. Muy edificante.

¿Quién gobernará en Haití?

1 Abr

Ayer fue celebrada en la sede de Naciones Unidas en New York, la conferencia de donantes a favor de Haiti en la que se comprometieron unos US$5,300 millones hasta el 2013. Hasta el momento, el gobierno de Haití solo ha recibido US$23 millones para enfrentar las tareas de reconstrucción, cifra muy inferior a los US$1,300 millones comprometidos hasta la conferencia de ayer.

¿Por qué la resistencia de la comunidad internacional en agilizar la ayuda internacional ante el drama haitiano? El temor de que las donaciones y los aportes se vayan por el tubo de la corrupción, que es lo que ha sucedido tradicionalmente en Haití, tal como lo explica el New York Times. Por eso, ayer, además de recaudar, Naciones Unidas implementó el mecanismo mediante el cual se canalizarán los recursos y los proyectos para reinventar Haití, muy particularmente en hacer «un gobierno plenamente democrático».

La solución ha sido crear una Comisión encabezada por el primer ministro de Haití, Jean-Max Bellerive, y el expresidente Bill Clinton, para administrar toda la ayuda internacional en Haití, así como asegurarse de las reformas políticas que aseguren un Estado más transparente e institucional. Parece que esta fórmula tuvo resistencia en el gobierno haitiano, que finalmente la aceptó, incluyendo el compromiso de dotar el marco legal correspondiente. El presidente Préval seguirá siendo el presidente de Haití, pero es obvio que el poder ha sido transferido a una Comisión, que será la que sentará las bases del presente y el futuro de Haití.

P.D. El gobierno dominicano se comprometió a donar US$50 millones de dólares para la construcción de una universidad en Haití. Ante las prioridades que tiene la República Dominicana, cabe preguntarse si era necesario esta donación, cuando el problema haitiano debe ser asumido por la comunidad internacional. Nuestra solidaridad con Haití ha sido eficientemente demostrada. Esos recursos muy bien pueden ser invertidos en la educación dominicana, que tanta falta le hacen.

Conferencia de Copenhague sobre Cambio Climático

7 Dic

Aunque no es el área de mi experticio, no puedo pasar por alto que hoy se inicia la Conferencia de Copenhague sobre el Cambio Climático, la etapa siguiente al Protocolo de Kyoto. En el fondo, la Conferencia persigue, entre otros aspectos, lograr el compromiso de los países miembros de Naciones Unidas para reducir las emisiones de gases que causan el calentamiento global, decisión política que recae en los países desarrollados, fundamentalmente Estados Unidos de América, Rusia, China, la Unión Europea, México y Brasil.

Para estar bien documentados sobre esta Conferencia, les invito a que visiten a South Centre, que es una de las organizaciones no gubernamentales que más respeto, con sede en Ginebra, y que ha divulgado una serie de documentos sobre la Conferencia de Copenhague, que recomiendo su lectura.

También, la Conferencia de Copenhague puede ser seguida en Twitter, Facebook y YouTube. Veremos si la voluntad política es capaz de resolver un un problema que nos afecta a todos, al margen del género, raza, convicciones políticas y creencias religiosas.

El poder en fotos

4 Dic

Durante la sesión de la Asamblea General de Naciones Unidas, celebrada el pasado mes de septiembre, 49 presidentes posaron para la revista The New Yorker. Al momento de ver cada una de las imágenes, no dejen de escuchar los comentarios del fotográfo sobre cada foto y su protagonista. Por cierto, me llamó la atención que, aunque el presidente Leonel Fernández asistió a tan importante evento, no estuvo entre los presidentes seleccionados. René Preval, presidente de Haití, sí está entre los escogidos.