Archive | Wikileaks RSS feed for this section

La declaración de Bradley Manning

22 Ago

Bradley Manning fue condenado a cumplir 35 años de prisión por haber entregado a Wikileaks documentos secretos sobre la guerra de Iraq y de la política exterior de Estados Unidos. Hoy, su abogado ha leído, en nombre de Manning, esta declaración:

“Las decisiones que tomé en 2010 lo fueron por la preocupación que sentía por mi país y el mundo en que vivimos. Desde los trágicos acontecimientos del 11S, nuestro país ha estado en guerra. Estamos en guerra contra un enemigo que eligió no enfrentarse a nosotros en un campo de batalla tradicional, y debido a este hecho hemos tenido que cambiar nuestros métodos de combatir los riesgos que afrontamos nosotros y nuestro estilo de vida.

Al principio, yo estaba de acuerdo con estos métodos y me presenté como voluntario para defender a mi país. Hasta que estuve en Irak donde leía cada día los informes militares secretos, no comencé a cuestionarme la moralidad de lo que estábamos haciendo. Fue en ese momento cuando me di cuenta de que en nuestros intentos de afrontar los riesgos que suponía el enemigo habíamos olvidado nuestra humanidad. Elegimos conscientemente devaluar la vida humana tanto en Irak como en Afganistán. Cuando atacábamos a aquellos a los que considerábamos el enemigo, a veces matábamos a civiles inocentes. Siempre que matábamos a civiles inocentes, en vez de aceptar nuestra responsabilidad, preferíamos escondernos tras el velo de la seguridad nacional y la información secreta con el fin de evitar cualquier sentido de responsabilidad.

En nuestro celo por matar al enemigo, discutíamos internamente la definición de tortura. Recluimos a personas en Guantánamo sin derecho a un juicio justo. Inexplicablemente, ignoramos las torturas y ejecuciones del Gobierno iraquí. Y asumimos otras innumerables actuaciones en el nombre de la guerra contra el terror.

A menudo, el patriotismo es el reclamo invocado cuando los que están en el poder reclaman actos moralmente cuestionables. Cuando este llamamiento al patriotismo ahoga cualquier intención lógica que tengamos, suele ser un soldado norteamericano el que tiene que llevar algunas misiones inapropiadas.

Nuestra nación ha pasado por momentos oscuros similares para la democracia, el Sendero de las Lágrimas, la decisión sobre Dred Scott, el McCarthyismo o los campos de internamiento de americanos de origen japonés, por nombrar unos pocos ejemplos. Estoy seguro de que muchos de nuestros actos posteriores al 11S serán visto del mismo modo algún día.

Como dijo una vez el ya fallecido Howard Zinn, “no existe la bandera lo bastante grande como para tapar el asesinato de gente inocente”.

Sé que mis actos violaron la ley y lamento si mis actos han dañado a alguien o a los Estados Unidos. Nunca fue mi intención hacer daño a nadie. Sólo quería ayudar a la gente. Cuando decidí revelar información secreta, lo hice por amor a mi país y por un sentido del deber hacia otras personas.

Si ustedes rechazan mi petición de perdón, cumpliré mi pena sabiendo que a veces hay que pagar un alto precio para poder vivir en una sociedad libre. Lo pagaré muy gustoso si sirve para que tengamos un país inspirado en la libertad y con la idea de que todos los hombres y mujeres nacen iguales.”

Traducción: (Vía).

Un documento para la historia.

El Quinto Estado, la película

17 Jul

A propósito de Wikileaks, Julian Assange, el soldado Bradley Manning y Edward Snowden, ya ha salido la promoción de la película sobre Wikileaks, titulada «El Quinto Estado»:

 

El propio Assange, ya ha opinado sobre la misma. Sin dudas, habrá que verla en otoño.

La entrevista de Julian Assange en Página 12

27 Sep

Los lectores habituales de estos apuntes saben que siempre le he dado seguimiento a Julian Assange. Un querido amigo argentino me referió la entrevista que Assange concedió a Página 12, desde donde se encuentra asilado en la Embajada de Ecuador en Londres.  Es una entrevista muy completa en la que Assange habla de Wikileaks, Internet, comercio, espionaje, censura, política y sobre su situación legal: 1, 2 y 3. Lectura recomendada.

Assange: entre Suecia, Reino Unido y EUA

20 Ago

La revista australiana de televisión Four Corners hizo un excelente trabajo sobre los sucesos que provocaron que Julian Assange esté hoy asilado en la Embajada de Ecuador en Londres, quiénes son los/as protagonistas de estos hechos y cuál será el futuro del fundador de Wikileaks:

http://youtu.be/yu4WCskniEc

 

Son cuarenta y seis minutos que vale la pena ver para comprender la situación actual de Assange.

——————————

En The Guardian: El derecho de asilo de Julian Assange.

La sinrazón de Guantánamo

26 Abr

Los halcones de la Era de Bush idearon y promovieron establecer en la base militar de Guantánamo, Cuba, una prisión para alojar a los «terroristas peligrosos» de Al-qaeda, que no podía estar en ninguna otra prisión del mundo. Esa era la idea. La realidad fue y es otra. De 780 prisioneros, solo 220 eran considerados «terroristas peligrosos».

Con abogados torturadores, ni siquiera los 220 prisioneros pueden ser procesados judicialmente, bajo el estatuto jurídico de enemigos combatientes, por la contaminación de la prueba. Entonces, ¿para qué fue Guantánamo? Para ser un centro de tortura, de recolección de información, de careos entre prisioneros, que fue convirtiéndose paulatinamente en una especie de limbo para quienes sufrían y sufren la injusticia de la pérdida de su libertad. Un drama implementado por la nación que profesa ser guardiana de la libertad y de los derechos civiles. Amy Davidson, editora senior del New Yorker, analizó los documentos filtrados por Wikileaks y publicados en diversos periódicos, y recoge su evaluación en WikiLeaks: The Uses of Guantánamo.

Con la llegada del presidente Barack Obama, se eliminó la tortura en Guantánamo. Sin embargo, la falta de cumplir su promesa de cerrar este centro de detención le pesa sobre sus hombros. Es un problema que afecta la reputación global de Estados Unidos de América, y es también un problema político. Quedan actualmente 172 prisioneros en Guantánamo y se impone una solución política y jurídica que concluya con este triste capítulo de la llamada lucha contra el terrorismo, conclusión que debe ser con más transparencia, más libertad, y por ende, más democracia.

En solitaria

11 Mar

Bajo mi restricciones actuales, además de ser desnudado por la noche, estoy en esencia, en régimen de aislamiento. Durante 23 horas al día, me siento solo en mi celda. Los guardias me verifican cada cinco minutos durante el día a preguntarme si estoy bien. Yo estoy obligado a responder de alguna manera afirmativa.

Por la noche, si los guardias no me puede ver con claridad, porque tengo una manta sobre mi cabeza o estoy acurrucado contra la pared, se me despierte con el fin de asegurarse de que estoy bien. Recibo cada una de mis comidas en mi celda. No se me permite tener una almohada o en hojas. No se me permite tener ningún objeto personal en mi celda. Sólo se me permite tener un libro o una revista en un momento de leer. El libro o revista se me retira al final del día antes de irme a dormir. Estoy impedido de ejercer en mi celda. Si trato de hacer flexiones, abdominales, o cualquier otra forma de ejercicio me veo obligado a parar.

Bradley Manning, acusado de filtrar los documentos del gobierno de los Estados Unidos a Wikileaks, revela su condición de aislamiento, preso en la Base militar Quantico, Estado de Virginia.

Wikileaks y The New York Times

30 Ene

¿Cómo The New York Times recibió los cables de Wikileaks? Es un relato fascinante, narrado por uno de sus principales protagonistas, Bill Keller, director del periódico. En síntesis, The New York Times fue invitado a participar por invitación de The Guardian, no directamente de Julian Assange, todo rodeado de secretismo y de distintas condiciones, sobre las cuales me referí en este apunte. La narración revela aspectos interesantes. Primero, que las relaciones entre el periódico y Assange son tensas, y quizás no han sido ni son las mejores. Keller insiste en establecer claramente que Assange es una fuente, no un asociado. Segundo, que la Casa Blanca fue muy respetuosa cuando Keller le informó previamente sobre los cables, a diferencia de la reacción que tuvo la Casa Blanca cuando fue enterada sobre los cables de Afganistán. Lógicamente, ahora el presidente es Barack Obama, y antes lo era George W. Bush. Tercero, que lo importante es la noticia, verificada y ajustada a las normas legales, sin hacer daño a las personas involucradas en la información. La historia, aquí.

Los diez hechos del 2010

25 Dic

Siguiendo la costumbre en estos apuntes, comparto con ustedes, lo que en mi opinión son los diez hechos más relevantes del 2010, tanto global como localmente:

1.- Los cables de Wikileaks. Es indudable que la divulgación de los cables del gobierno americanos através de Wikileaks es la noticia del año. No tanto por el contenido de la noticia, sino por develar, quitar la máscara a lo que es la política exterior norteamericana, que ha convertido a sus representaciones diplomáticas en verdaderas agencias de información. Es la confirmación de que la política exterior de la nación más poderosa del mundo no ha cambiado. Sus ejes son los mismos de siempre, aunque sus actores son distintos. Wikileaks ha roto con el esquema de los secretos de Estado y de los documentos oficiales. Que definitivamente existen y existirán documentos secretos y confidenciales. Pero, igualmente, los gobiernos estarán más obligados a transparentar más información sobre sus actuaciones y decisiones. Y ese mérito, lo tiene ganado Wikileaks y su fundador, Julian Assange, que, sin dudas, es el personaje del año, aunque para otros sea el enemigo del año.

2.- Facebook y las redes sociales. El mundo no es igual que antes. Y parte de que eso sea así se lo debe al desarrollo de la tecnología, particularmente a las redes sociales. La información camina rápido, y las relaciones sociales también. Este es el año de Facebook, y de su fundador, Mark Zuckerberg. Fue electo personaje del año por la revista Time, un reconocimiento por haber creado la red social más importante, con más de 500 millones de miembros.

3.- Haití. Es el país que comparte la isla junto a mi país. Somos vecinos. Y para algunos, son vecinos distantes. Una estrechez de visión pues lo que pasa y sucede en Haití, me importa, me duele. Lo peor que puede suceder es que Haití sea tratado con indiferencia. En enero, el terremoto que sacudió sus propias entrañas, desenmascaró su triste realidad: Haití es un estado fallido. Esa fue la primera alerta. Luego, como consecuencia de la deficiente respuesta internacional, vino la segunda alerta: el cólera, que ha provocado la muerte de miles de haitianos, y ya la terrible enfermedad ha tocado suelo dominicano. Y la respuesta internacional es prácticamente nula. Y, por último, la tercera alerta: el fracaso de las elecciones presidenciales. Un país sumido en la extrema pobreza, sin instituciones y sin democracia, pero que no puede recibir la indiferencia ni la indolencia internacional. Hay que recuperar a Haití, y para los dominicanos ese es un tema de prioridad nacional, sin que tengamos que intervenir ni asumir compromisos más allá de lo que nuestra soberanía nos obliga.

4.- La nueva Constitución. Desde el 26 de enero, tenemos en mi país una nueva Constitución. La Carta Magna. La Ley Sustantiva. El reto es implementarla, llevarla a la realidad. Lo que ha sucedido a partir de su promulgación no nos deja muchas esperanzas. Ya hay quienes están planteando una posible modificación para imponer la reelección presidencial, la cual está prohibida en el texto constitucional. Lo mismo ha ocurrido con las leyes orgánicas de los organismos recién creados, que en cierta medida son el reflejo de los actuales intereses políticos del gobierno. Y, por último, la aprobación del presupuesto del 2011 evidenció escaso o mínimo interés del gobierno en respetar la Constitución. Hay un serio desafío por delante.

5.- La crisis económica. Durante los últimos dos años, la crisis ha estado en la palestra. Cuando no es Wall Street, son los mercados financieros europeos. Grecia, Irlanda y España han sido los tres últimos casos de países afectados por la crisis. Pero, también es el Main Street, es decir, en las calles no se siente la llamada recuperación económica, salvo casos excepcionales. Las cifras de desempleados es alarmante, acrecentando la desigualdad. Los ricos son más ricos y los pobres son más pobres, y la clase media cada vez más, estrechándose. Hay que desear que el 2011 sea el año de la recuperación, real, no solo en cifras, sino en hechos.

6.- El triunfo de Dilma Rousseff. Fue una victoria refrescante. Lula entrega su mandato presidencial a su heredera política, Dilma Rousseff, quien a partir del 1 de enero de 2011 es la presidenta de Brasil. Ella recibe un país que tiene el prestigio y el reconocimiento internacional. Por primera vez, una mujer gobernará Brasil, y así se suma a las naciones gobernadas por mujeres. Gobernar Brasil es una tarea compleja. La composición del Congreso es diversa, y ella estará obligada a pactar, tal como lo hizo Lula. Y lógicamente, Dilma tiene el reto de continuar siendo el contrapeso en América Latina frente al coloso del norte.

7.- El rescate de los 33 mineros chilenos. Es el acontecimiento del año. Captó la atención mundial de millones de televidentes e internautas. Y reivindicó el orgullo y la dignidad de Chile. Es indiscutible que el triunfo político fue para el presidente Sebastián Piñera, quien lo manejó todo magistralmente. Obviamente, el episodio develó la calamitosa y difícil situación laboral y humanitaria de los trabajadores en las minas, no solo en Chile, sino también en otras naciones latinoamericanas.

8.- Criminalidad y narcotráfico. Este año fue rojo en términos de las cifras de muertes y asesinatos a consecuencia de la alta penetración del crimen organizado, incluyendo la participación de sicarios. Nuestro país no escapó a esta triste realidad, a pesar de que hubo detenciones importantes. Sin dudas, que las complicidades de los estamentos militares y de estructuras enquistadas en instituciones gubernamentales constituyen la principal debilidad que es necesario estirpar.

9.- Los movimientos sociales y la conciencia ciudadana. La revolución de Twitter y la redes sociales estuvo presente en las principales protestas y reacciones sociales a nivel global y local, lo cual revela un mayor grado de conciencia ciudadana en el ejercicio de los derechos civiles y políticos. La campaña del 4% del PIB para la educación es el mejor ejemplo de lo anterior, así como otras campañas sociales que se hicieron durante el año, utilizando mecanismos innovadores entre los cuales Internet jugó un rol estelar.

10.- La influencia del presidente Barack Obama. Aún cuando su figura política ha sufrido el desgaste propio de dos años de ejercicio presidencial, incluyendo una terrible derrota electoral en las elecciones congresuales del pasado mes de noviembre, es indudable que el presidente Obama sigue teniendo influencia en la política americana e internacional. Y lo más importante, ha cumplido sus principales promesas electorales, contra viento y marea: el paquete de estímulo económico, la reforma de salud, la reforma financiera, la derogación de las restricciones para los militares homosexuales, y la reforma fiscal. Al finalizar este año, reitero que, salvo que ocurra un hecho excepcional, Obama será reelecto en el 2012.

Fidel Castro, el paciente

21 Dic

Ahora que personalmente estoy viviendo una experiencia en la que tengo que tratar diariamente a médicos y enfermeras, y junto a mi familia, tomar decisiones, me pongo en los zapatos de los médicos que atendieron a Fidel Castro, quien es un paciente muy particular. Es el Secretario General del Partido Comunista de Cuba y es el líder del régimen cubano. Durante su enfermedad, según revelan los cables de Wikileaks, Castro es el que ha tomado las decisiones, incluyendo las más cruciales, aunque no hayan sido las mejores:

Presentaba una perforación en el intestino grueso y necesitaba una colostomía, una abertura en la parte exterior del abdomen para eliminar los productos de desecho hasta que sane el colon o se le efectúe otra cirugía para sustituir el ano, «a la que (Castro) se opuso, diciendo que debían cortar la parte infectada y empalmar el intestino al colón. El doctor (Eugenio) Selman, jefe del equipo, estuvo de acuerdo, pero el resto de médicos se opuso. Fidel, caprichosamente, se opuso», prosigue el informe. «Con el paso del tiempo, y al haberse infectado el colon, la operación falló y la parte empalmada se separó. Tuvieron que operarle de nuevo, pero se toparon con una fístula (una conexión anormal entre dos órganos), cuya existencia desconocían».

El informe recogido por la legación diplomática de EE UU agrega que normalmente una fístula bloquea la digestión de la comida, con lo que Fidel Castro perdió cerca de 18 kilos y hubo de ser alimentado con suero «y utilizaron un aparato fabricado en Corea para tratar la fístula, aunque sin mucho éxito». Fue entonces cuando fue llamado el médico español José Luis García Sabrido, quien descartó la existencia de un cáncer, «y dijo que el equipo cubano había hecho lo que creyó conveniente pero que lo correcto hubiera sido una colostomía», según se indica en el cable del jefe de la Sección de Intereses. «En ese momento, se procedió a la retirada del doctor Selman del equipo, quien ahora trabaja en un empleo de menor categoría en algún lugar».

De lo anterior, queda evidenciado que Castro mantuvo control total de las decisiones. Que probablemente, al igual que otros pacientes hombres, no quizo que le pusieran la bolsa para los desechos hasta que se recuperara el colon, y tomó la decisión que le resultó riesgosa al extremo de que finalmente, meses después, hubo que aceptar lo que originalmente había rechazado.

Y el destino de su médico original, Dr. Selman, que había recomendado lo correcto, pero que su recomendación no fue aceptada por Castro, está hoy ocupando un empleo de segunda categoría en Cuba, en una especie de desgracia política. Definitivamente, atender al paciente Fidel Castro es una tarea compleja.

Wikileaks, secreto y prensa

17 Dic

El New York Times es una de mis fuentes diarias, por la calidad de sus reportajes. Hace unos días, Bill Keller, el director del periódico, participó en el evento titulado Desde Watergate hasta Wikileaks: Secreto y Periodismo en la nueva era mediática, en el que tuvo la oportunidad para emitir su opinión sobre Wikileaks. Particularmente, llamó mi atención al proceso interno que sigue el periódico antes de publicar los cables cuya fuente es Wikileaks:

Primero, el periódico consulta con sus abogados para asegurarse que no vulneren la ley, y en todo caso, tener la protección legal.

Segundo, el periódico comparte esa información con reporteros que estén familiarizados con la divulgación de noticias secretas.

Tercero, el periódico le solicita a su departamento de informática que conviertan todo esa información en formato amigable para que pueda ser puesta en conocimiento del público.

Cuarto, el periódico le pasa la información a los reporteros que la trabajarán a profundidad, tanto en el país a que se refiera la noticia como en la propia sede central.

Quinto, el periódico redacta la noticia con «sentido común» para que pueda ser comprendida por los lectores.

Y sexto, la información que será publicada es remitida al Departamento de Estado o al que corresponda, solo para su conocimiento previo. Posteriormente, el periódico calendariza las noticias, e igualmente comparte esa información con Wikileaks. Keller aclara que Wikileaks es la fuente, no el socio del periódico.

Definitivamente, la experiencia no se improvisa. Después de todo, Keller dirige el periódico que provocó el principio del fin de la presidencia de Richard Nixon. La participación completa de Keller, aquí.